domingo, 15 de abril de 2012

Resumen de nuestra Semana Santa

  Ahora que hemos podido descansar un poco y volvemos a recuperar el día a día de la Banda, podemos analizar lo que ha sido nuestra Semana Santa musicalmente hablando.
   De modo general, podemos decir que esta Semana Santa, ha sido un poco difícil, pues por lo general hizo bastante frío, acompañado de bastante humedad. Al menos en donde tuvimos que tocar. El principal problema que se nos presentaba a los músicos con esta climatología era el de la afinación, teniendo que estar especialmente atentos a ello.
(Madre de Dios de la Misericordia, Jerez de la Frontera)
  El Domingo de Ramos nos desplazamos a Jerez de la Frontera. Con toda la ilusión que supone acompañar por primera vez  a  un cortejo en singular.  La Real, Fervorosa y Piadosa Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús del Consuelo en el Desprecio de Herodes, Madre de Dios de la Misericordia (Reina del Transporte)  nos daba la oportunidad de actuar por primera vez en la Semana Grande jerezana.
 Un cortejo alegre con ciertos tonos fúnebres en un marco fantástico, hizo que los primeros nervios se disiparan y pudiéramos disfrutar de la procesión con normalidad. El tiempo también nos acompañó, pues  se había llevado amenazando lluvia toda la mañana.

  El Lunes Santo nos desplazamos por primera vez a Granada. La Cofradía de la Oración de Nuestro Señor en el Huerto de los Olivos y María Santísima de la Amargura, también era nueva en nuestra nómina de acompañamientos, por lo que andábamos deseosos de disfrutar de la misma y conocerla de primera mano. El repertorio planteado por la Junta de Gobierno agradó bastante  a los componentes de la banda, por lo que la motivación era especialmente alta.
Sin embargo ese día sí que las inclemencias climatológicas hicieron de las suyas. La Hermandad decidía no procesionar por el alto riesgo de lluvias y la imposibilidad de cumplir con los horarios. 


(María Stsma de la Amargura)
  La Banda, siempre a disposición de los hermanos del Huerto, tocaba en el interior del templo un improvisado y caótico ( por la formación) concierto.
   Como viene siendo habitual, el  Martes Santo nos desplazamos a Málaga  para acompañar a la Muy Ilustre, Venerable y Fervorosa Hermandad Sacramental y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia y María Santísima del Rosario.


(María Stsma del Rosario)


Es Málaga una ciudad difícil para tocar en la calle: sus  grandes avenidas, muchos espacios abiertos, muchísimo público. Todo parece sobredimensionado, como sus portentosos tronos.  Aunque poco a poco creemos que nos vamos adaptando a estas circunstancias, a la Hermandad y su idiosincrasia.
   De vuelta a Granada el Miércoles Santo, teníamos nuestra cita anual en el Barrio del Realejo y con María Santísima del Rosario. La Hermandad de Nuestro Padre Jesús de las Tres Caídas y Nuestra Señora del Rosario en sus Misterios Dolorosos de la Muy Antigua, Pontificia, Real e Ilustre Archicofradía de Nuestra Señora del Rosario, que fuera  una de las primeras  Hermandades en confiar en nosotros, y con la que poco a poco estamos labrando un binomio inseparable.



(Ntra Sra del Rosario)

Carlos Funes, era el encargado este año de acompañarnos y servir de coordinador con capataces y costaleros.  En el bellísimo marco de la ciudad de Granada y cerrando el imponente cortejo, esta vez sí, pudimos disfrutar de la procesión y de un ambiente difícilmente superable.
   Tras tantos kilómetros, tocaba acercarse un poco a casa, El Jueves Santo nos desplazamos  a la localidad vecina del Arahal a compartir la estación de penitencia junto a los hermanos de la Real, Ilustre y Venerable Hermandad de la Santa Caridad y Misericordia.
   Al son de “El Turuta” llegamos a la puerta del templo. Al poco, nuestros conocidos dentro de la Junta de Gobierno nos comunicaban que este año no pondrían el cortejo en la calle.  La lluvia se la volvía a jugar a nuestros amigos, como el año anterior y  tendremos que aguardar al año que viene.
  El tiempo nos daba una pequeña tregua y permitía que la  Ilustre y Pontificia Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno, María Santísima de la Piedad y San Juan Evangelista de Palma del Río (Córdoba) pudiera procesionar.  El frío fue especialmente intenso esa madrugada, no pasando de los 9 grados en ningún momento aunque este aspecto fue gratamente contrarestado por la libertad de cátedra que nos otorgaba la hermandad, pudiendo confeccionar el repertorio casi en exclusiva salvo pequeñas indicaciones.  Este aspecto gustó bastante a los componentes de la banda, pues se trataba de la primera vez que acompañábamos a esta Hermandad.
(Ntra Sra de la Soledad)
    Nuestra cita de cada Viernes Santo, es en Cantillana y lo es con nuestra Patrona. Puntuales y dispuestos,  a las 19h00  aguardábamos a que la Hermandad del Santísimo Cristo Yacente y Ntra. Sra. de la Soledad se pusiera en la calle. Había probabilidades de lluvia, por lo que se demoró un poco la salida, pero con una hora de retraso, Nuestra Señora escuchaba los sones de su himno-plegaria.  La alegría a los Cantillaneros nos duraba poco,  pues al final de la avenida que lleva su nombre, la Junta de Gobierno decidía (acertadamente como se demostró después) dar la vuelta.  
(Santo Entierro en el interior de la Catedral de Cádiz)
  El Sábado Santo nos aguardaba una cita excepcional. Con apenas diez días de antelación, nos habían confirmado nuestra participación en el Santo Entierro Magno que se organizara en Cádiz. En una posición tan notable como lo es tras la Urna del Cristo Yacente de la  Venerable y Real Cofradía de Nuestra Señora de la Soledad y Santo Entierro de Nuestro Señor Jesucristo. Para nuestra presencia en Cádiz, hubo muchos implicados, desde la propia Hermandad, como el Consejo de Cofradías hasta el Consorcio de la PEPA 2012. Pero especialmente, José Manuel Ruiz García, que tanto ha apostado por nuestra banda y tanto hemos de agradecerle. Él mismo fue el encargado de acompañar en todo momento a la formación y disponer las composiciones a interpretar: Marchas del siglo XIX en exclusiva y sin acompañamiento de  tambor. Creemos que el efecto perseguido, el de la seriedad y solemnidad se consiguieron, aunque para esto bastase con la imponente efigie de Jesús yacente en la magnífica Urna de plata que la Reina Isabel II regalase a la ciudad de Cádiz.

(Aguardando dentro de la Catedral de Cádiz)
   El punto final, lo pondríamos en una de las fiestas más reconocidas de toda la provincia de Sevilla. El Domingo de Ramos nos traslados a Castilleja de la Cuesta, ha disfrutar de unas fiestas declaradas de interés nacional junto a los hermanos de la Pontificia, Real e Ilustre Hermandad Sacramental de Santiago
Apóstol y Cofradía de Nuestro Padre Jesús de los Remedios en el Santo Sepulcro y Nuestra Señora de la Soledad.  En un registro más distendido y con la algarabía propia de un día alegre y festivo en la localidad, poníamos cierre a una semana dura, extensa, exigente y a la vez satisfactoria.
(Simpecado de la Hdad de la Plaza)
  Gracias a todos los que nos habéis acompañado y a todos los que  habéis depositado vuestra confianza en nuestra música.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada