viernes, 13 de febrero de 2015

Demos la nota


Miguel Ángel Mártinez  Jiménez es Licenciado en Pedagogía y en Arte Drámatico.  Ha pregonado las Glorias de la Asunción y fue designado por la Hdad de Ntra. Sra. de la Asunción para la exaltación del 175 aniversario de la llegada de la imagen a Cantillana

El pasado sábado tuve la suerte de ser acompañado, en el Acto de Exaltación que se celebró  en honor a Ntra.  Señora de la Asunción, por la Banda de Música de Cantillana.

Sus notas, mezcladas con mis palabras, el recuerdo de la Virgen y la portentosa voz de Celia, hicieron que mi mente recreara imágenes que me permitieron viajar hasta principios del S.XIX.
La exquisitez y conocimientos musicales de su director, junto a la buena gestión de su presidente, han dado como resultado el buen hacer de todos y cada uno de sus componentes.

 Es una suerte para este pueblo contar con profesionales de esta talla, cuya principal motivación es el amor al arte, a la música que mana de sus instrumentos en los ensayos de la  gélidas noches  de  invierno, y  las calurosas de verano, sin más pretensiones que una apuesta dura y constante por el fomento de la cultura en nuestro pueblo. Desde casi el  anonimato y a veces ni tan siquiera con el reconocimiento que merece esta labor.

No hemos sabido darnos cuenta, que antes de mirar hacia fuera habría que haber mirado hacia dentro, para potenciar y fomentar la laudable labor de estas personas, que con tesón se han mantenido en su empeño de llenar de música el pueblo de Cantillana. Admirable gesto de todos sus componentes que desde la prudencia han sabido esperar el momento del reconocimiento de los suyos. 

Desde aquí os doy las gracias por la paciente espera.Os felicito por tocar mañana tras el paso de la Asunción Gloriosa, y felicito a mi hermandad por tomar la iniciativa. Pero quien está verdaderamente de enhorabuena es Cantillana, por tener una banda como la que tenemos. Y digo la que tenemos, porque permitidme que la considere de todo el pueblo.


 Banda de Música de Ntra. Señora de la Soledad. ¡La Banda de Cantillana!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada